images7.jpgTodavía no he tenido tiempo de comentar la que,a mi juicio,es la mejor obra de Sebastian Haffner:“Anotaciones sobre Hitler”. Espero comenzar a hacerlo en breve, pero de momento les recomiendo el artículo del profesor Antonio Sánchez García, publicado hace un mes en la Revista Tangente y en el blog Escritos Profanos. Para leerlo pulsen aquí.

churchill-art.jpgEn mi recopilación de textos sobre Sebastian Haffner y sus obras les recomiendo el de Juan Antonio González Fuentes en OjosDePapel. Fue publicado hace menos de un mes, y analiza la biografía de Winston Churchill escrita por el periodista alemán. Para leer el texto completo, pulsa aquí.

Ahí va el post que prometí cuando edité el video “Alemania en imágenes: la Guerra Nacionalsocialista”. Quizás de esta manera se entienda mejor la sucesión de imágenes que, acompañadas de la música de Mozart, realicé en su día. Sobre este conflicto he escrito algunos artículos que tal vez les puedan interesar: “La postguerra que planeó Hitler” y “La otra herencia de la II Guerra Mundial”

– Remilitarización de Renania.
– Anschluss: anexión de Austria al Reich alemán.
– Conferencia de Munich: cesión de los Sudetes a Alemania.
– Firma del Pacto germano-soviético.
– Publicidad alemana incitando a la invasión de Polonia.
– Septiembre de 1939: los alemanes entran en Polonia.
– Soldados alemanes junto al armamento del derrotado ejército polaco.
– Soldados polacos caminan desarmados tras ser derrotados.
– La tragedia alcanza a los civiles polacos.
– Represión nazi en Varsovia.
– Actuación de las SS en territorio polaco.
– La guerra en el mar del Norte.
– Invasión de Noruega.
– Invasión de Luxemburgo.
– Ciudad flamenca tras los bombardeos nazis.
– Oficiales alemanes en París tras el descalabro francés.
– Campo de prisioneros en Serbia.
– Actuación de la Luftwaffe en Egipto.
– Los ejércitos alemanes son derrotados por Montgomery en el norte de África.
– Comienza la operación alemana contra la Unión Soviética.
– Combate en territorio ruso.
– Consecuencias de la brutalidad de la guerra en el Este.
– Grupo de refugiados en el Báltico.
– Grupo de prisioneros rusos.
– Los eslavos, una raza inferior según Hitler.
– Pequeño grupo de heridos rusos.
– Rendición de unos pocos alemanes.
– Batalla de Moscú.
– Batalla de Stalingrado.
– Ejecución de unos partisanos.
– Contraofensiva alemana en las Ardenas.
– Los Aliados consiguen vencer en las Ardenas.
– Hitler llama a filas a adolescentes y reservistas.
– Los niños alemanes se preparan para la última defensa.
– Llegada a Auschwitz de un tren cargado de judíos.
– Auschwitz-Birkenau: el exterminio judío.
– Bombardeo de Dresde por la aviación anglosajona.
– Berlín en guerra.
– La represión se mantuvo hasta el final.
– Una de las últimas apariciones de Hitler.
– Un diario anuncia la muerte del dictador alemán.
– Los rusos toman Berlín.
– La miseria de la posguerra.

Tiene muy poco sentido mostrar una sucesión de imágenes sobre la Historia de Alemania entre 1914 y 1940 sin explicar que refleja cada una de ellas. Por esa razón, después de dos semanas, me he animado a escribir este post. Mi objetivo es desvelar el significado de las mismas. Como se indica en la propia introducción del video, las fotos están ordenadas cronológicamente y escogidas con el fin de facilitar el seguimiento que estamos realizando de “Historia de un alemán”. Por esa razón algunas de las siguientes palabras son también enlaces a los artículos que he escrito sobre esas cuestiones.

  • Imágenes del II Reich (1914-1918)
  • – El Káiser y sus hijos en un desfile militar.
    – El Reichstag –parlamento alemán- aprueba los créditos de guerra.
    – Una familia contempla una estatua de Guillermo II.
    Las tropas se dirigen al frente en 1914.
    – Unos artilleros posan ante la cámara.
    – Operación militar germana en las inmediaciones de la frontera con Francia.
    – La industria armamentística alemana.
    – El racionamiento y la penuria en la retaguardia.
    – La miseria masiva en la población civil.
    – Nueva imagen de la industria armamentística.
    – La “guerra de trincheras”.
    Una de las primeras manifestaciones contra la guerra.
    – La muerte como destino de buena parte de la juventud del Reich.
    – Un soldado contempla la devastación de la guerra.

  • Imágenes de la Revolución (1918-1919)
  • – Unos revolucionarios armados caminan por Berlín.
    El edificio del Reichstag como testigo del triunfo de la revolución el 9 de noviembre.
    – Primer Reichstag de la República de Weimar.
    – Discurso del espartaquista Karl Liebknecht.
    Intervención de la contrarrevolución.

  • Imágenes de la República de Weimar (1919-1933)
  • – La “fiebre” por el deporte.
    – El cine de la Universum Film AG.
    Gustav Stresemann ante el Reichstag.
    – La arquitectura de la Bauhaus.
    – El desarrollo de las comunicaciones por carretera.
    – El conflicto de Versalles llevado a las escuelas.
    Desfile de una agrupación juvenil.
    – Cartel publicitario que muestra a Hitler como marioneta del capital.
    El desempleo de masas en la Gran Depresión y su relación con el auge del nazismo.

  • Imágenes del ascenso nazi (1933-1940)
  • – Pintura del día del partido en Nüremberg
    – Grupo nacionalsocialista por las calles ondeando sus banderas.
    Celebración de la elección de Hitler como canciller en enero de 1933.
    – Desfile nacionalsocialista.
    – Olimpiadas de Berlín 1936.

  • Imágenes del antisemitismo (1933-1940)
  • – Puerta de un campo de prisioneros (todavía no de exterminio).
    – Ataques a los negocios y hogares judíos el 9 de noviembre de 1938.
    – La segregación racial en el transporte público.
    – Cuatro imágenes de la miseria en los ghettos.

    Me ha parecido interesante introducir este video con el fin de amenizar y hacer más gráfico el paseo que, de la mano de Sebastian Haffner, estamos realizando por la Alemania de Entreguerras. Se trata de una sucesión de imágenes -la mayoría extraídas de Deutsches Historisches Museum-, ordenadas cronológicamente, que reflejan los aspectos más importantes de esos años (existe un post donde se explica cada una de ellas: picha aquí para leerlo). Además, están acompañadas por la música del compositor bretón Yann Tiersen. Disfruten tanto el sonido como las imágenes, y si les gusta prueben a ver el siguiente video de esta serie: “La Guerra Nacionalsocialista” .

    A continuación reproduzco íntegro un artículo de Alicia Delibes publicado por Libertad Digital en 2003:

    Sebastián Haffner publicó Anmerkungen zu Hitler en 1978 (editado por primera vez en español por la Lasser Press Mexicana, S.A. en diciembre de 1980 con el título Dimensión de Hitler). Eran unos años en los que, como bien dice el propio autor de este libro, para los alemanes Hitler era tema tabú. El nombre de Adolph estaba proscrito, los viejos habían amordazado su memoria y apenas se hablaba a los jóvenes de él.

    Con esta obra Haffner no pretendió escribir una biografía de Hitler, trataba simplemente, por un lado de construir la personalidad del Führer de forma que resultara psicológicamente coherente y, por otro, explicar y explicarse la fascinación que el tristemente famoso personaje logró ejercer sobre sus compatriotas.

    No es la única vez que Sebastián Haffner intentaba penetrar en el corazón del pueblo alemán para encontrar allí razones que pudieran justificar la complicidad de tantos con un solo individuo, autoritario, criminal y dispuesto, desde un principio, a llevar a Alemania a la destrucción si no conseguía hacerla la dueña absoluta de Europa. En su obra más famosa, Historia de un alemán, Haffner insinuaba que una de las razones del triunfo del nazismo en Alemania había sido, junto a una sorprendente falta de añoranza por la libertad, la pérdida de la conciencia individual. En Anmerkungen zu Hitler Haffner profundiza sobre esa pérdida de conciencia individual y considera que fue fomentada por una labor pedagógica llevada a cabo por el nazismo sobre todos los sectores de la población. Desde el poder se impulsaba todo tipo de actividad colectiva y se perseguía cualquier posible muestra de individualismo. En ese sentido, dice Haffner, Hitler fue un auténtico socialista. Pues el nazismo, como hicieron después todos los regímenes socialistas, dedicó un gran esfuerzo por adoctrinar al pueblo y organizarlo “colectivamente” desde la cuna hasta la tumba.

    El periodista berlinés, autor del libro, considera que después de la industrialización el objetivo principal del socialismo no fue socializar los medios de producción sino “socializar” a la gente. En los países de la Europa del Este, se imponía de forma obsesiva a niños, jóvenes, hombres y mujeres la realización de todo tipo de actividades colectivas. Una imposición que había sido también propia de la política social del Tercer Reich.

    Estamos acostumbrados –escribió Haffner con una clarividencia sorprendente– a contraponer socialismo y capitalismo pero, probablemente, sería mucho más acertado y más importante ver no al capitalismo sino al individualismo como lo contrario del comunismo.”

    Si al terminar la década de los setenta se podía considerar que era el colectivismo, el anti individualismo, la característica fundamental del ideario socialista, ahora, a comienzos del siglo XXI cuando el fracaso económico del marxismo se ha hecho evidente, me atrevería a decir que lo que queda en la doctrina social de la izquierda es esa imposición “colectivizadora” de la que hablaba Haffner hace veinticinco años.

    Bibliografía:

    [1] El individualismo de Sebastian Haffner; Alicia Delibes – Libertad Digital – 6 de Mayo de 2003.

    [2] Anotaciones sobre Hitler; Sebastian Haffner – Galaxia Gutenberg – Barcelona – 2002.